BIENVENIDOS


En este lugar se encuentran reunidos nuevamente el tiempo, la música y nuestros recuerdos...Iniciemos este maravilloso viaje al ritmo de las canciones y melodías de la Música sin Final...Déjese llevar por el mágico sonido que envuelve milagrosamente, ese algo que creíamos olvidado, pero que sigue ahí escondido en algún lugar, sin límites...sin final...¿Quiere saber en dónde está ese lugar?...Habita en su recuerdo y está más allá de la música...¿Nos hace el honor de acompañarnos?...Gracias.

Sus amigos,

Ricardo y Alejandro Martínez Arreola

jueves, 22 de enero de 2015

ANA MARIA GONZALEZ… UNA VOZ POR EL MUNDO

 


OLGA DEL VALLE TARDÓS nació en Jalapa, Veracruz en el año de 1920. Con el nombre artístico de ANA MARÍA GONZÁLEZ, debutó profesionalmente en la XEB La B Grande de México a mediados de los treinta al proclamarse ganadora de un popular concurso de aficionados interpretando la canción Sólo una vez del músico poeta Agustín Lara. En aquellos primeros años de su exitosa carrera era acompañada por las orquestas de Miguel Prado y Antonio Escobar.



ANA MARÍA GONZÁLEZ alternaba sus presentaciones en radio con exitosas galas en el Liriquito, en la carpa Ofelia y en el añorado teatro de variedades Follies Bergere, alternando con Cantinflas y el propio Agustín Lara. Durante mucho tiempo fue artista exclusiva de la RCA Victor Mexicana, empresa en la que grabó sus mejores registros discográficos y que a la fecha aún circulan en modernos discos compactos. En los últimos años de su carrera, formó parte del elenco artístico de Discos Orfeón y actúo en diversos programas de radio y televisión. Su agradable voz y magnífica dicción, le valieron para que los Estudios Disney la invitaran a  interpretar las canciones de diversas películas en sus versiones en español como “Canción del Sur” e hizo  la  narración de las cintas “Diversión y fantasía (Bongo)” y de la  “Cenicienta”, durante la década de 1950. 



Alguien la calificó, por su insaciable afán de horizontes como “Una Voz por el Mundo”, y por cierto, también sirvió como título para uno de sus discos de larga duración más significativos en su carrera.

Interpretó con singular estilo las canciones de los mejores compositores de la época de oro de la canción romántica mexicana a la par de las canciones de corte español que le significaron ser una de las artistas más cotizadas en la Madre Patria. Cuando ANA MARÍA GONZÁLEZ fue contratada para actuar en España en 1948, el músico poeta  le confió el famoso chotis Madrid para que fuera estrenado por ella y de la que hizo versiones tanto en Columbia y RCA Victor, grabaciones que al paso del tiempo, se han convertido en verdaderamente insuperables.

ANA MARÍA GONZÁLEZ registró más de un centenar de grabaciones en las marcas Odeón, Anfión, RCA Victor, Columbia y Orfeón.



Contaba el compositor y escritor Javier Ruiz Rueda que cuando Agustín Lara  y ANA MARÍA GONZÁLEZ estaban de gira en Brasil en 1941, Ana María le preguntó al maestro ¿qué es el amor? Él respondió “pronto te lo diré, en una canción”. Al poco tiempo Ana María estrenó la canción Bendita palabra.

De gira en Argentina, ANA MARÍA GONZÁLEZ estrenó en Radio Belgrano la canción  Solamente una vez.  Tal fue la aceptación de este legendario bolero  que  nuestra estrella la interpretó junto a José Mojica en la película Melodías de América, la cual marcaría su debut en cine y también en el disco, pues además realizó los registros discográficos  de Bendita palabra y Buscándote el 22 de julio de 1941, todas para el sello Odeón. A su regreso a México se convirtió de inmediato en artista exclusiva de la “XEW”.


Su paso por el cine fue el siguiente: Melodías de América (Argentina, 1941), Carnaval en el trópico (México, 1942), Distinto amanecer (México, 1943), Pecadora (México, 1947), La sin ventura (México, 1948),  Paz (España, 1949), Aventurera (México, 1950),  Pobre corazón (México, 1950),  Pecado ser pobre (México, 1950),  La noche es nuestra (México, 1952), El guardián del paraíso (España, 1955).



El 20 de junio de 1983, la voz de esta excepcional artista se dejó escuchar por última vez para morar en la eternidad. Y desde la otra orilla, como el alma de los poetas, sigue llevando sus canciones por el mundo: Albricias, Fruta verde, Mi vida, Madrid,  Somos… En fin, todas las selecciones musicales que se incluyen en este espacio, tienen vigencia permanente en la voz de ANA MARIA GONZALEZ.


Solamente una vez,  audio original de la cinta Melodías de América de 1941, una verdadera joya en las voces de Ana María González y José Mojica. Ana María hizo la primera grabación en disco para esta canción de nuestro gran Flaco de Oro  en la marca Odeón el 30 de julio de ese año.


Cariño bésame, de la música italiana esta bella composición de la dupla Rossi-Testoni,  sin duda,  encontró en voz  de Ana María su mejor versión en español.



Volver a empezar, la inmortal composición de Cole Porter en voz de Ana María cobró nuevos matices. La primera ocasión que nuestra invitada la grabó lo hizo para el efímero sello Anfión, la versión que la consagró es la que les presentamos para RCA Victor.


Es mejor (C’est si bon), del consagrado cancionero popular francés esta composición de la mancuerna Betti-Hornez.


Venganza,  esta joya de la música del Brasil, compuesta por Lupicino Rodrigues  como samba-canción, se interpretó en muchas partes del mundo a ritmo de bolero o tango.


Somos, del compositor argentino Mario Clavell esta hermosa canción en una sus versiones más exclusivas.


El emigrante, de las canciones más significativas de España es esta composición de Juan Valderrama, M. Pitto y M. Serrapi.


Extraño en el paraíso, del grandioso musical Kismet, esta legendaria composición es del ruso Aleksandr Borodín, la adaptación corrió a cargo de la sociedad Wright y Forrest. Sin duda alguna, una de las mejores versiones para este número.



La brisa y yo, la memorable composición del cubano Ernesto Lecuona en una celebérrima versión.


Albricias, de la inspiración de Claudio Estrada, esta inolvidable  grabación realizada en  julio de 1952 con el acompañamiento a la guitarra de Chamín Correa.


Fruta verde, gratísima composición de Luis Arcaraz que en la voz de Ana María es sencillamente excepcional.


Mi vida,  del compositor Gabriel Ruiz  se vuelve sublime en voz de nuestra homenajeada.


Como aportación en nuestro canal de Youtube les ofrecemos una breve interpretación de “Madrid”, un momento histórico de Ana María González en la televisión de nuestro país.


1 comentario:

  1. No conocia esa versión de La brisa y yo, de Ernesto Lecuona .Muy buena.

    ResponderEliminar